sábado, 13 de diciembre de 2008

Ana Alcaide

El martes pasado estuvimos Dorami y yo en un concierto que dio Ana Alcaide en el Círculo de Arte de Toledo enmarcado dentro del II Festival de las Dos Orillas. Compartía cartel con la cantante marroquí Ilham Loulidi pero a la que íbamos a escuchar casi todos los asistentes es a Ana, que se ha convertido en casi una institución en Toledo. Aunque madrileña de nacimiento, lleva siete años viviendo en esta ciudad y es aquí donde ha desarrollado toda su producción musical. No es raro encontrarla en los alrededores de la Catedral tocando su viola de teclas, un instrumento de origen sueco que ella ha integrado en la música tradicional española. El resultado es espectacular, a las pruebas me remito:



En el Círculo de Arte estuvo arropada, aparte de por Carlos Beceiro, productor y miembro de La Musgaña, por un grupo de extraordinarios músicos que nos ofrecieron un concierto inolvidable en el que Ana nos presentó las canciones de su último disco, al que pertenece la canción de este vídeo musical (grabado, por cierto, íntegramente, en Toledo):



Aquí os dejo, también, por si os interesa, su página web donde encontraréis información sobre sus discos y sus conciertos, así como enlaces a las páginas de MySpace de sus dos discos, donde podéis encontrar alguna canción más.

6 comentarios:

Antares dijo...

Nosotros la vimos tocando en la calle en Toledo y compramos un CD suyo, pero creo que se lo debió llevar el enano de Amelie, porque no sabemos donde está..

Meteorismo galáctico dijo...

Esta música que tiene sonido celta, medieval o lo que sea, la verdad es que no me gusta en exceso, además, por lo que aprecio en el vídeo grabado en directo, el “istrumento” tiene un sonido verdaderamente feo, pero en el vídeo comercial la cosa suena muchísimo mejor, tanto es así que yo diría que en lugar de la viola de teclas, lo que suena es un violín.

Este tipo de música me recuerda a Ismael y la Banda del Mirlitón, ese grupo de mi infancia que intentaba hacernos gozar con folklore nacional pero que, por lo menos en mi caso, jamás lo logró. Eso sí, me gustaba mucho ver cómo con una botella de anís Castellana y un almirez se podía hacer música (un rollo de música, pero música al fin y al cabo).

Peritoni dijo...

Tampoco es muy de mi gusto esa música sefardí o medieval como yo la llamo, pero bueno para eso están los gustos.
besos a los dos.

Jajaja dijo...

Antares, que yo recuerde el enano de Amelie no era tal, sino gnomo de jardín. Y no tenía tendencias cleptómanas, solamente se hacía "afotos" en lugares emblemáticos de las ciudades que visitaba. De todas formas, si deseas la discografía completa de Ana Alcaide (los dos discos) también puedes conseguirlos en el FNAC, que sé que es como tu segunda casa.

Meteorismo, Peritoni, siento que no os guste la música de Ana Alcaide. De todas formas ya podéis decir con conocimiento de causa: "no me gusta", sin haberos gastazo un porrón de euracos en la entrada de un concierto.

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

No la conocía, pero tras oírla he de decir que me agrada.

un abrazo.

Jajaja dijo...

Menos mal, Fernando. Ya pensaba que no nos gustaba más que a Antares y a mí.